Nacionales

Turismo en Nicaragua cayó en un 50% hasta septiembre, confirma Intur

Anasha Campbell, codirectora del Intur, señaló que la apuesta actualmente que tiene el Gobierno es por el ingreso del turista terrestre y no aéreo.


Anasha Campbell, codirectora del Instituto Nicaragüense de Turismo (Intur), admitió que la llegada de turistas a Nicaragua acumuló una caída del 50 por ciento en los primeros 9 meses de este año debido a los efectos de la pandemia del Covid-19.

A pesar de reconocer este retroceso, el gobierno continúa minimizando la debacle que registra este sector desde 2018.

“Nicaragua tiene muchas oportunidades que puede aprovechar en este contexto, a pesar de la dificultad no vamos a tampoco decir que no se vio el impacto de la pandemia, en los números se ve, se refleja. La Organización Mundial del Turismo (OMT) lo venía diciendo desde hace meses, que al cierre del año se espera entre un 58 y 78 por ciento menos en la llegada de turistas internacionales. Nosotros hasta este mes de septiembre andábamos con un 50 por ciento menos en llegadas, esperemos que se logre dinamizar en este cierre de año para ver si logramos la meta que nos habíamos replanteado para después de la pandemia”, señaló Campbell.

La caída acumulada del 50 por ciento en la llegada de turistas al país que se registró hasta septiembre obedece en gran medida a la negativa que mantiene el gobierno de Nicaragua de levantar las estrictas medidas impuestas a las aerolíneas por la pandemia.

A pesar que el turista internacional que ingresa al país por la vía aérea es el que tiene un promedio de gasto de US$96.1 dólares por día, las autoridades continúan apostando por el turismo regional que ingresa vía terrestre que gasta un promedio de US$34. 6 dólares por día y que además ahora deben sumar a sus gastos el costo de un examen de Covid-19 que se les exige para ingresar a Nicaragua.

“Los turistas ingresan más a Nicaragua por la vía terrestre que por la aérea. Por la vía terrestre estamos hablando de más de un 65 por ciento de los turistas que visitan nuestro país, los que ingresan por la vía aérea representa alrededor de un 30 por ciento, para nosotros es mucho más importante la afluencia por la vía terrestre incluso que por la vía aérea”, agregó.

Pese a esta admisión, Campbell no mencionó los efectos económicos que generó el paso de los huracanes Eta- Iota por Nicaragua y que junto a los efectos de la pandemia tendrán impacto negativo en el turismo regional.

Por otro lado, el Intur valoró como positivo los resultados de las proyecciones que esta institución hizo sobre las recientes vacaciones extendidas durante el pasado fin de semana por la celebración de La Gritería. Según la institución, la ocupación hotelera en San Juan del Sur fue del 61 %, en León del 47% y en la Isla de Ometepe fue de un 40%.

De acuerdo a Campbell, los empresarios del rubro mantienen buenas expectativas de la actividad turística para el cierre del 2020 e inicios del 2021 debido a la reapertura de fronteras terrestres y aéreas en varios países de Centroamérica.