Internacionales

Tres muertos en ataque terrorista a Iglesia en Niza, Francia

Imágenes emitidas en medios franceses mostraban el barrio acordonado y rodeado por policía y vehículos de emergencias. Se oían explosiones mientras expertos en explosivos detonaban objetos sospechosos.


Al menos tres personas han muerto y varias han resultado heridas en un ataque terrorista en la Basílica de Nuestra Señora de Niza, en Francia.

El ataque se produjo a las 9:00 a.m. Según los primeros reportes de prensa, el asesino decapitó al menos a una de sus víctimas: dos mujeres de edad avanzada y el sacristán del templo. Christian Estrosi, alcalde de Niza, dijo que el atacante, armado con un cuchillo, fue arrestado por la policía municipal.  En Twitter, el alcalde confirmó que «todo sugiere que (ha ocurrido) un ataque terrorista en la Basílica de Notre-Dame de Niza”.

Estrosi también aseguró estar «devastado por la muerte de las 3 víctimas, 2 de las cuales murieron en el interior de la Basílica de Notre Dame, especialmente por el guardián tan apreciado por los feligreses».

Actualmente Francia se encuentra en estado de máxima alerta tras el asesinato de un profesor a las afueras de París y la creciente tensión entre el presidente de Turquía, Tayipp Erdogan, y Emmanuel Macron, presidente de Francia.

El ministro del Interior de Francia, Gerald Darmanin, señaló que se está llevando a cabo una operación policial para aclarar los hechos.

El presidente de la Conferencia Episcopal Francesa, Mons. de Moulins-Baufort, Arzobispo de Reims aseguró a través de su cuenta de Twitter que ora «por los fieles de Niza y Mons. Marceau, su Obispo» y les animó a «sostenerse en esta prueba y apoyar a quienes son probados en su carne». 

Además recordó que este domingo «día de Todos los Santos, escucharemos del Señor: Bienaventurados los pacificadores porque ellos serán llamados Hijos de Dios. Bienaventurados los perseguidos por mi causa porque la recomensa será grande en el Cielo».

El alcalde de Niza declaró que esta ciudad ha sido de nuevo golpeada por el «islamofascismo», en sus declaraciones confirmó que el asaltante entró en la iglesia y gritó «Alá Akbar», es decir, «Alá es grande» antes del ataque, algo que según afirma, «no deja dudas a las motivaciones del acto». 

El ataque coincide con las celebraciones musulmanas de Mawlid por el nacimiento de Mahoma, que se realizan este jueves.