Nacionales

Si tiene irritación en los ojos el polvo del Sahara puede ser causante

Estas finas partículas de polvo pueden provocar picor o ardor en los ojos, conjuntivitis y empeorar la situación de personas con asma.


“Si tiene sensación de cuerpos extraños en los ojos, debe lavarse con abundante agua”, esa es una de las principales recomendaciones que hacen los expertos para evitar conjuntivitis debido al polvo del Sahara.

Estas finas partículas de polvo pueden provocar picor o ardor en los ojos, conjuntivitis y empeorar la situación de personas con asma.

De interés: Densa nube de polvo del Sahara se dirige hacia la región

Por ello, los expertos recomiendan que aquellos que sufren alergias mantengan su medicación para que evitar que empeoren y se desencadene una crisis. También, deben ser especialmente ciudadanos aquellas personas que tienen facilidad para padecer infecciones como rinitis o conjuntivitis.

Además, es importante mantener las ventanas cerradas, usar mascarillas si tenemos que salir al exterior, evitar el ejercicio al aire libre e ingerir abundantes líquidos, en especial niños y ancianos, para evitar la deshidratación.

Origen del polvo del Sahara

Las tormentas de arena en el desierto del Sahara provocan que se eleven a la atmósfera grandes cantidades de polvo y arena, que suspendidos, viajan a largas distancias, logrando alcanzar los continentes europeo y americano.

También puede leer: Intensa nube del polvo del Sahara sobre la ciudad de León

La arena del Sahara se levanta cuando el aire cálido del desierto choca con el aire fresco de la región de Sahel, al sur del Sahara.

Las tormentas de polvo se forman, sobre todo, durante los meses del verano y del invierno, pero en algunos años, en cualquier mes.