Sucesos

Fuego casi envuelve a una familia

fuego en microbus

La imprudencia de llevar la gasolina en un galón para abastecer con una manguerita el motor Toyota [Placas 27072] de un viejo microbús, casi le cuesta la vida a la familia Cano-Ponce de Corinto.

Resulta que Cristian Daniel Cano, de 30 años, conducía el referido vehículo frente al almacén industrial ‘Cruz Lorena’, en el Barrio San Agustín, al momento que surgieron grandes llamas de la tapa de la máquina en movimiento.

En medio de la confusión el conductor en zig zag aceleró por unos metros adelante hasta la acera de un negocio de carne de pollo donde ordenó a su esposa María Isabel Ponce, de 29 años, y a sus dos hijos menores de edad (9 y 10 años) que se lanzaran y buscaran como salvar sus vidas.

Cano resultó con quemaduras de segundo grado en ambas piernas, quien recibió atención ambulatoria por los bomberos voluntarios. Ante la emergencia un conductor que atinaba a pasar por el lugar apoyó con su extintor para sofocar el fuego que envolvía al microbús.

«El sistema eléctrico parece que falló porque repente vi que salían llamas. Veníamos de Corinto para comprar carne de pollo y gracias a Dios mi esposa María Isabel Ponce y mis dos niños salieron a tiempo», refirió Cano aun asustado.

Indagan

Los bomberos y la policía indagaban de las causas del fuego. El doctor Ronald Palma, jefe de operaciones de los bomberos voluntarios recomendó evitar actos imprudentes y estar alerta al motor e implementos a requerir ante una emergencia.

Comentarios
Ir Arriba
A %d blogueros les gusta esto: