Nacionales

A 29 años de la gran erupción del Cerro Negro en León

La erupción en el Cerro Negro a media noche del 9 de Abril tras un fuerte retumbo que se escuchó en toda la ciudad metropolitana, formándose una columna de cenizas que creció a una altura de 4 kilómetros, llegando al día siguiente a unos 7.5 kilómetros acompañado de fuertes explosiones y descargas eléctricas en el cráter del volcán.


El 9 de abril se cumplen 29 años de la gran erupción del volcán Cerro Negro en la ciudad de León. Un 9 de Abril de 1992 el Volcán Cerro Negro ubicado en el departamento de León registró una de las erupciones más violentas que Nicaragua tenga registro en la época moderna.

El Cerro Negro ha tenido 23 erupciones en total las últimas muy violentas incluyendo la primera en 1867, 1914, 1923, 1947, 1946, 1950, 1968, 1971, 1992, 1995 y 1999.

El coloso despertó con una gran furia de un letargo de 21 años que fue en 1971 y durante tres días proyectó una espesa y candente columna de gases, arena, cenizas y rocas incandescentes a más de 20 mil pies de altura sobre la ciudad de León.

La erupción en el Cerro Negro a media noche del 9 de Abril tras un fuerte retumbo que se escuchó en toda la ciudad metropolitana, formándose una columna de cenizas que creció a una altura de 4 kilómetros, llegando al día siguiente a unos 7.5 kilómetros acompañado de fuertes explosiones y descargas eléctricas en el cráter del volcán.

El día 10 de Abril la ciudad de León amaneció totalmente a oscuras bajo una incesante lluvia de arena que no parecía tener fin. Más de 200 mil personas resultaron afectadas por la erupción del Cerro Negro en el departamento de León según una información publicada en un informe de CEPAL (Comisión Económica para América Latina y el Caribe) con más de 19 millones de dólares las pérdidas económicas.

El Cerro Negro es uno de los volcanes más jóvenes y explosivos de Centroamérica y ofrece uno de los mayores espectáculos nocturnos durante sus erupciones tras las explosiones de arena, cenizas y lava. Nació un 13 de Abril de 1850 y su primera erupción fue un flujo de lava corriendo hacia el oeste formando un cono volcánico de unos 200 pies de altura, desde ese entonces se mantiene en constante actividad eruptiva.