Especiales

Punta Aposentillo

punta aposentillo

Destaca en Punta Aposentillo, los arboles de hule, o de caucho, inmensos y copados de verdor. Frente al muro el mar en toda su extensión con la arena negruzca, la playa y caserío de Santa María del Mar son como un sueño que no debe vivirse en solitario entre palmeras, flores, senderos y rocas.

Este lugar lo recorrimos en una comisión con el Instituto Nicaragüense de Turismo, (Intur). Aposentillo es de unas 15 manzanas, pero tres le corresponden al hotel, lo suficiente para admirar esa belleza natural a cualquier hora del día.

Hay mucho que apreciar, los acantilados al sur y la cueva misteriosa frente a la bahía por ahí cercano la poza que sugiere un chapuzón con tranquilidad.

Es importante conocer esa cueva. Los historiadores la asocian a los piratas ingleses que ingresaron a saquear el antiguo puerto de la real posesión.

Para llegar a la cueva hay que remontar los muros de piedra del acantilado cuando la marea esta baja. Importante no tener miedo ante una desconcierto o mejor considere ir hacia el oeste a la costa extendida para correr, ejercitarse, disfrutar de un partido de voleibol, recorrer en motocicleta o cuadriciclo.
si llega ahí bien puede completar con un recorrido en lancha hasta el estero de Aserradores y es posible que para esta temporada advierta un delfín o con buena suerte avistar una ballena en la ruta hacia el norte.

Una vez a bordo prepare su cámara o  el celular pero cuide que en un movimiento se le despeñe y pierda; así le quede el pesar de no fotografiar ese maravilloso lugar, los manglares, las aves y se percate del relajante mutismo en los arrecifes de ese edén marino.

Comentarios
Ir Arriba
A %d blogueros les gusta esto: