Deportes

Erasmo Ramirez lanza 8 innings sin carreras


La noche espectacular fue súbitamente agujereada. ¡Cómo nos dolió! Apenas a tres outs de su segunda victoria y primera blanqueada en las mayores, el brazo derecho de ese astuto y crecido chavalo pinolero que es Erasmo Ramírez, se quedó sin combustible, como alguna vez le ocurrió a Jim Clark en Indianápolis. Dos carreras después de permitir dos imparables abridores en el noveno, y los Orioles saliendo del pozo de las angustias, le empataron el partido 2-2. Así que la posibilidad de vencer se esfumó, pero no las huellas de un trabajo monticular magistral. Esas quedaron firmemente grabadas como una señal graficando su probable futuro. El que todos le deseamos.

Solo dos hits en contra durante ocho innings autoritarios sin pasaportes y seis ponches, con menos de cien lanzamientos. ¡Diablos Erasmo, te pasaste! El beisbol es el deporte de más giros imprevistos. ¿Por qué no dejarlo buscar el blanqueo con un equipo sin nada en juego como Seattle? ¿Por qué no darle margen después del primer hit?

El relevista derecho Tom Whilhemsen, de 28 años, quien ha salvado 27 juegos y ganado 4, no pudo resolver la situación de dos a bordo sin out, y vio desvanecerse el 2-0 sostenido por Erasmo desde el cuarto inning, cuando Miguel Olivo se voló la cerca contra Wein Chen con uno a bordo.

Siempre he dicho que más allá de los resultados, lo que en realidad vale y pesa son las actuaciones, y la de Erasmo anoche fue estupenda. No dejó dudas sobre sus proyecciones por la combinación de lanzamientos que utilizó, su control, su atrevimiento, su confianza, y esa prematura madurez, como si hubiera estado pitcheando en ese nivel todo el tiempo.

Mientras Ramírez continuaba su desarrollo fajándose con los sorprendentes Orioles, Evert Cabrera disparaba su tercer triple en cuatro turnos, manteniendo un promedio de 241 puntos, y Vicente Padilla no sacaba out y cedía un hit durante una fugaz aparición en la victoria de los Medias Rojas por 7-5 sobre Tampa, y el candente Miguel Cabrera de los Tigres, impulsaba seis carreras con sus jonrones 39 y 40 presionando a Josh Hamilton, y afinándose en bateo y remolques, al imponerse Detroit a Oakland 12-2, permaneciendo a tres juegos de los también vencedores Medias Blancas, en el Centro de la Liga Americana.

Comentarios
Ir Arriba
A %d blogueros les gusta esto: